jueves, 3 de noviembre de 2016

NADA DE EXCUSAS: Lo podrás, si quieres tú. Por Carlos Villacorta Valles

NADA DE EXCUSAS
LO PODRÁS, SI QUIERES TÚ…
                                                                                                   Por Carlos Villacorta Valles
                                                                                                         odesi12@yahoo.es


Los ideales realistas y positivos no tienen origen divino o no nacen de la nada, insurgen con el esfuerzo de superar nuestros errores, sacar lecciones de ellos y observar otras prácticas; así se construyen nuestras vidas, no es que la vida sea así, la vida es construcción y decisión; desde que nacemos, la vida debe convertirse en un proyecto,  por ello, el presente libro, NADA DE EXCUSAS/Lo podrás si quieres tú; es una excelente y valiosa contribución al debate sobre lo que es la vida y cómo lograr calidad de vida o, por lo menos, al mejoramiento de nuestras vidas.

Carmela Villacorta Bustamante, con  su libro: “NADA DE ESCUSAS. Lo podrás si quieres tú…” reaparece con este su nuevo proyecto de escritora para enriquecer la literatura sanmartinense. Ha vivido tanto la vida con todos sus sabores que ahora lo comparte con serenidad y benevolencia en plena madurez de sus hechos. Al final, la madurez es eso: serenidad y bondad.

En efecto, la vida está llena de sabores que hay que saber descubrirlas viviendo; el pedagogo Dilthey llamaba a la vida “lebensgefühle” o realidad diversa. También es un estado de ánimo y sobretodo, un conocimiento vivido. Todo lo vivido se acumula en nuestro interior que salen al exterior cuando hacen falta y en momentos precisos es un excelente consejero si lo sabes tratar.

Es lo que el médico español Enrique Rojas* le llama “una sabiduría callada, sigilosa, lacónica, reposada y a la vez elocuente, expresiva, convincente, que nos saca de momentos difíciles con su consejo atinado y su destreza de experto”.

 La mejor de las vidas es la que se entrega a la lucha por la liberación de la humanidad, entonces no vives sólo para ti, sino para los demás, en este proceso encuentras las claves para vivir y sobrevivir de la mejor manera a esta sociedad neurótica y esquizofrénica que nos toca vivir, en la agonía del capitalismo. Vivir para los demás es vivir una vida afectiva y una vida cultural, de tal manera que, si pierdes el ánimo lo  vuelves a recuperar y no triunfan negativamente sobre ti los demás y menos los medios de comunicación masiva, que son un peligro mediático para nuestra salud mental. “El paisaje mediático constituye hoy una amenaza para la sociedad” nos dice el sociólogo francés Pierre Bourdieu en su libro “Sobre la televisión” (1997)** Yo diría que es una amenaza cumplida, la televisión es la primera escuela del niño que le impone un alma vulgar, erótica e inauténtica, y lo impone donde quiera. Es en este contexto también que nace el libro “NADA DE ESCUSAS. Lo podrás si quieres tú…”,  que nos enseña a guerrear. Decía Séneca: “vivir es guerrear”. Cervantes dijo: “Tu mismo te has forjado la ventura”.

Carmela Villacorta Bustamante, con un lenguaje sencillo y práctico, nos expone sus experiencias y sus logros. Seguramente, no, digo, estoy seguro que, lo que sabe o tiene en teoría ha buscado como aplicarlos a su vida diaria. Eso es, gran parte de sus logros es la aplicación de lo que nos está diciendo en este hermoso libro. Nos está invitando e invocando a aplicar lo que sabemos; en efecto, a la gran mayoría de nosotros nos falta aplicar lo que sabemos. Tenemos miedo al cambio, nos adaptamos a lo que tenemos, hacemos un muro de ello y nos negamos a salir más allá, de tal manera que, los que se atreven a transmontar sus muros que actúan como prejuicios, lograrán crear oportunidades, nuevas oportunidades, nuevas condiciones y los resultados serán altos niveles de logro, alto nivel de autenticidad, y, ser auténtico es ser coherente, es hacer lo que uno piensa, y ser coherente es tener la conducta más correcta, viviendo como se piensa.

La persona auténtica difícilmente engaña, se esfuerza, lee, estudia, se corrige, cambia, no se rinde. 

 En ese sentido, el libro de Carmela, nos acerca de manera muy original a estudiar las condiciones que promueven el éxito; con ejemplos contribuye a este debate. Muy interesante  y prometedor su evidencia empírica y de vida, que nos permite identificar las condiciones asociadas a su éxito.

Original y novedoso digo porque lo hace a través de una introspección sincera y sin prejuicios para ayudarnos a descubrir nuestras fortalezas y debilidades y, no relaciona el éxito con el dinero, sino con la realización personal, y, esto indudablemente y ante todo la realización personal de sus hijos, lo que necesariamente nos obliga a preguntarnos ¿Cuál es la actividad que nos produce más alegría? Porque también es una especie de rendición de cuentas a la vida hecha pública, como quien dice, tu vida tiene las características que tú quieres que tenga, la vida no es así ni asá, la vida tiene el contenido que tú le das.

Entonces, nos produce alegría en esta vida cuando forjamos autenticidad, cuando disfrutamos de lo que hacemos. Carmela es exitosa porque disfruta lo que hace y, hace todo lo que quiere, poniendo alma, corazón y vida en ello, y lo consigue, sobre todo para ser cada día mejor persona, y ella es una persona agradable que a todos cae bien, aunque a veces no le puede salir como ella quiere, entonces se mantiene firme para lograrlo y persevera, se define, se decide y toma sus decisiones.  En eso consiste el éxito, no en conseguir todo el dinero que quieras. El asunto no es ir a los extremos, porque, tanto la carencia y la opulencia hacen daño. Es patológico vivir sólo para acumular y acumular fortuna tras fortuna y encima pagar poco y maltratar a tus trabajadores y de paso a tus hijos, ¿cómo puedes llamar éxito a semejante patología extrema? ¿Cómo puedes ser feliz sobre la infelicidad de los demás? Es la enfermedad del sistema que estamos viviendo que, sólo un nuevo sistema más solidario y humano lo transformará, donde el hombre será feliz si el otro lo es.

Celebramos entonces con Carmela este aleccionador libro, otro logro, cuya enseñanza principal es ser cada día mejor persona, atreverse a tomar decisiones, no vivir sólo para ti, sino para los demás, ser libre y liberador. Le agradezco que me haya solicitado prologar, el cual lo hago con entusiasmo y aprendiendo también, sin excusas, porque así lo quiero.

PRESENTACIÓN DEL LIBRO:

MOYOBAMBA: 7:30 pm.
Sábado 5 de noviembre. Instituto Nacional de Cultura
 Jirón óscar R. Benavides N° 380.

TARAPOTO: 7 pm.
Domingo 6 de noviembre. Auditorio del hotel Boca Ratón.
Jirón miguel Grau N° 151.
 
LIMA: 7:30 pm.
Sábado 3 de diciembre. Casita de  Equipos Docentes.
Jirón Bolognesi 126 dpto. N° 2. Magdalena del Mar.
Altura de la cuadra 36 de la avenida Brasil.


 


*http://www.enriquerojas.com/doctor-enrique-rojas-montes-psiquiatra-catedratico-de-psiquiatria.html

**https://existenciaintempestiva.files.wordpress.com/2014/03/bourdieu-sobre-la-television.pdf

miércoles, 26 de octubre de 2016

RELIGIÓN Y SALUD MENTAL

 Religión y Salud mental
                                                                                                                       Por Carlos Villacorta Valles
                                                                                                                        odesi12@yahoo.es


Este “octubre morado”, es mes de reflexión. Al mundo, desde el esclavismo, lo vivimos con más guerras bélicas para repartirse pueblos y países como mercados, guerras sutiles de todo tipo que la sociedad como gran mercado nos impone y más fiestas religiosas para consolar y distraer a las víctimas, porque, la religiosidad no es más que un estado mental de aparente bienestar individual que lo recibimos con los ojos cerrados, implorando y de rodillas; alejándonos de la lucha real para resolver los reales problemas sociales que nos hacen daño, afirmándonos una conducta servil, porque para la religión, toda actitud servil es una virtud.

¿A quién le conviene que el ser humano tenga una conducta servil y no cuestione? Claro que a los que controlan las riquezas y el poder económico y político; aquí están incluidos los jerarcas religiosos, principalmente católicos. Sus ideólogos han tenido el cuidado de utilizar la imagen y simbología del miedo para mantener la religiosidad del pueblo. A todo le han puesto un significado que capte la mente y el temor se mantenga impregnado. Controlan nuestra mente y nos manejan a través del miedo y el color. El morado por ejemplo significa “tiempo de adviento” y adviento proviene del latín: adventus Redemptoris, 'venida del Redentor'. Es decir con el morado se prepara para la “segunda venida de Cristo”. Muy sutiles eh.

Los jerarcas católicos, han controlado el mundo económico, político, educativo y cultural, por más de dos mil años, a sangre y fuego. Todo el período feudal o medioevo. Están por ejemplo las famosas “ordalías” o “juicios de dios” que son pruebas brutales e irracionales que se sometían a los acusados para probar su inocencia o culpabilidad. La prueba más practicada, la del hierro candente: el acusado debía coger con las manos un hierro al rojo, si no le quemaba era hijo de dios; el otro, la olla con agua o aceite hirviendo, tenías que meter la mano y coger un objeto en el fondo de la olla, si salías ileso eras inocente, de lo contrario condenado por “hereje” quemado vivo. Al Perú llegó como la “Santa Inquisición” impuesta por los invasores españoles. Frente al edificio del Congreso hay un museo donde se muestran sus atrocidades. De la tortura religiosa física, sólo queda la tortura mental como supuesto sosiego individual.

Entonces, ¿la religión es una tortura mental como supuesto sosiego individual? Sí, no sólo por la idea torturante que “Dios te castigará”, sino porque nos enseña a no ver lo que estamos viendo, nuestra mente sólo ve simbólicamente nuestra salvación en el más allá, nos creemos salvos con la religión, pero salvos de qué, ¿”del pecado original”? Esta simbología no es más que, meternos miedo, si no somos serviles, si nos atrevemos a conocer más de lo establecido, por eso se inventa el “demonio capaz de convertirse en cualquier cosa” como símbolo del temor que está en permanente acecho, se nos siembra en la mente a dios y al diablo en permanente lucha que no nos deja ver otra cosa más que no sea eso, a más ignorancia más temor. Vivimos prisioneros de imágenes y prejuicios religiosos que nos alejan del “árbol de la sabiduría”, porque, “saber más es ser más libres”, decía el genial poeta César Vallejo.

¿La religión es un problema de salud mental? Sí, pese a los avances científicos y la Biblia te dice “polvo eres y en polvo te vas a convertir, nuestra mente se resiste a creer que un día dejaremos de existir, nos aferramos a la “vida eterna”: “paraíso” o “infierno”, imágenes fuertes y duraderas que han creado los jerarcas religiosos y lo han impregnado bien en nuestro cerebro para manipularnos fácilmente ¿Cuál es la razón para que vivamos con esta actitud mental? Simplemente, en representación de un ser divino, primero el esclavismo, luego el feudalismo y ahora el capitalismo, han hecho y hacen de la vida un infierno de la mayoría de seres humanos, asolada por la pobreza, el hambre, la miseria, la delincuencia y las enfermedades, nos prometen “Bienaventurados los pobres, porque de ellos será el reino de los cielos”; mientras ellos los ricos, viven en la opulencia, el lujo y el confort. Entonces, eso de luchar por el “reino de los cielos para los pobres” se convierte en la única forma de lucha significativa para los sometidos a esta trampa mental.

¿Qué es lo que se pretende con la imagen y la ilusión de la “vida eterna” y “el reino de los cielos”? Que llenemos los templos rituales e iglesias y nos arrastremos de rodillas y vayamos sumisos, en procesión, tras las imágenes y santos religiosas que cada vez se crean más, alejándonos del pensamiento que la solución de nuestros problemas  está en el cambio del sistema económico social que nos mantiene en ese estado de postración y opresión.

Los opresores tienen un miedo terrible que nos apartemos de esas ilusiones y podamos ver el mundo como es en realidad y como somos realmente nosotros, entonces nuestros ojos se volverán hacia ellos y, como somos millones y ellos poquísimos, los derrotaremos en todo lo que emprendamos. Por eso, crean infinidad de santos y promueven infinidad de sectas religiosas construyendo sus templos carísimos en cada manzana de la ciudad ¿Con qué plata?

Ahora bien, no estoy diciendo que los religiosos fanáticos estén locos, si así fuera, las religiones y sus instituciones ya se hubieran aniquilado entre ellos, sino es parte del sistema de dominación y opresión del que somos víctimas la mayoría de seres humanos por una clase que controla el poder económico y, los jerarcas religiosos siempre se han puesto de lado de esa clase dominante como principal instrumento de soporte y control de las clases pobres y dominadas. Mirar la historia.

Sin embargo, seguir creyendo en santos y milagros, demonios, diablos, espíritus, almas, fantasmas, apariciones, horóscopos, cartomancias y tanta falacia religiosa te causa trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) y paranoia, nos hacen vivir en constante temor y sentimientos de culpa, de sentirnos “impuros”, “pecadores” para luego imponernos sus “normas” y hacer lo que quieren con nuestra mente. Los sentimientos de culpa, de todas maneras generan trastornos obsesivos, depresivos y neurosis. Los psiquiatras no se atreven a enfrentarse con la jerarquía eclesiástica, ellos saben perfectamente lo que estoy diciendo, pero prefieren escamotearlo, tal como dijera  la psicóloga clínica y profesora de la Universidad de California de Los Ángeles  Stephanie Mihalas “Parece positivo, pero podría ser negativo”. Algún día, los psiquiatras perderán el miedo  y con los avances en neurociencia y psiquiatría, explicarán las imágenes y alucinaciones religiosas y le darán su verdadero nombre.

Siglo XVIII, la burguesía arrebata todo el poder a la iglesia, pero les dan todo el apoyo para sus actividades de sometimiento y adormecimiento de los pueblos, que ahora lo conocemos como CONCORDATO. Concordato viene del latín concordatum, “lo acordado en armonía”.

El último concordato firmado Perú-Vaticano fue por Francisco Morales Bermúdez, el 25 de julio de 1980*. Las inmensas gollerías que tienen los jerarcas de la iglesia: Art. VIII, les libra de todo tipo de impuestos. El Art. IX, les autoriza formar Asociaciones, sin pagar un solo tributo. El Art. XI, les faculta poner personal religioso en las Fuerzas armadas pagados por el Estado. El Art. XII, cuando cesan, les siguen pagando igual. El Art. XIX, les faculta establecer centros educativos sin costo alguno, contratar profesores pagados por el Estado.

Los jerarcas religiosos y el poder económico siempre juntos, esquilmando a los pobres, sin importarles que estos se sigan muriendo de hambre y miseria, mientras ellos, regordetes y rosaditos, con golpes de pecho, es suficiente. Queda claro, que no cuestiono la religiosidad del pueblo, sino el mal uso que lo dan sus jerarcas religiosos y los que controlan el poder económico.


 


*http://www.vatican.va/roman_curia/secretariat_state/archivio/documents/rc_seg-st_19800726_santa-sede-peru_sp.html

sábado, 8 de octubre de 2016

EL PODER DE LA LECTURA

EL PODER DE LA LECTURA
“Escuchar con los ojos”
                                                                                                                   Por Carlos Villacorta Valles
                                                                                                                                                   odesi12@yahoo.es

Moyobamba desarrolló: “La segunda versión de la Feria del Libro de Moyobamba” del 22 al 25 de setiembre 2016, organizado por la municipalidad provincial, seguramente porque a finales de noviembre 2015 se desarrolló la primera Feria del Libro “Francisco Izquierdo Ríos”, aprovechando la “IV Feria descentralizada del libro del Congreso de la República”.

Lo patético de estas ferias moyobambinas, nadie sabe qué libro se vendió más. La primera feria se denominó “Francisco Izquierdo Ríos” e, increíblemente en ninguna tienda hubo siquiera un libro en venta de este genial escritor amazónico. “Qué bestia mi caballo, que brutos somos todos ustedes”, decía alguien, qué conciencia; por esta razón, la naturaleza, este 22 de setiembre, les mandó una torrencial lluvia afectando su inicio, para refrescarles la conciencia, pero ni así, el único “balance” que hacen es: “esperando que se supere las expectativas, en la venta de libros, que en la anterior feria bordeó los 50 mil soles”, dijo Mariela Vela Tipa, pero, que tipaza, ella es la gerente de Desarrollo Social de la municipalidad. Si hubiera sabido que la FIL-Lima 2016 vendió catorce millones de soles, no hubiera dicho nada.  

Esperamos que esta vez sí hagan un balance ¿Qué libros leen más en Moyobamba? Por ejemplo, la FIL de Lima de julio de este año, juvenilmente vendió más “Festival de la blasfemia” del venezolano Ángel David Revilla, conocido como “Dross” por su YouTube-terror. Su novela terrorífica trata de Melchor, que mata gente y manipula sus cadáveres, buscando conseguir una supuesta vida “decente” cuando viva en el infierno. Y, su otro libro “Luna de Plutón”, donde habla de emperadores, ogros y elfos y, la intriga es la principal acción y sucesos desafortunados en literatura de ficción.

Infantilmente, vendieron más, el libro “Chimoc” de las hermanas peruanas: Andrea, Claudia y Cristóbal Paz. Trata de un perro que no quiere quitarse el traje, un día, una pulga se mete en su cuerpo, le molesta tanto que tiene que quitárselo, para la burla de otros animales que están cerca, le dicen “el perro calato”. Este huye avergonzado y se calienta en los pies de una señora tamalera que le hace sentirse orgulloso de ser un perro calato.

La FIL 2015 vendió más  "La distancia que nos separa", del peruano Renato Cisneros: entre ficción y realidad cuenta la vida de su padre. El 2014, el libro más vendido fue “50 sombras de Grey” de la británica E.L. James, novela erótica con prácticas sexuales llenas de dominación y sumisión, sadismo y masoquismo. El informe estadístico del Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe (Cerlalc) nos muestra que los peruanos somos líderes en lectura de periódicos “chicha”.  La pregunta obligada, ¿por qué nos gusta leer cosas banales y morbosidades o libros eróticos o libros que nos hacen sufrir?

La respuesta cae por su propio peso: somos víctimas de un execrable control mental y distorsión de nuestra personalidad por los medios de comunicación masiva, a los que se suman los escritores y artistas con esa misma tendencia –y son los más publicitados- por eso venden. Los medios masivos de comunicación y estos escritores y artistas son una cruel creación de esas minorías que controlan qué debemos leer. Eso es así, en la medida también como hay minorías que controlan el poder económico y, hablando las cosas por su nombre diremos, son esas minorías capitalistas que urden las estrategias también de control mental de la población, porque, el sistema que estamos viviendo –capitalismo- el ser humano es una mercancía, es un objeto manejable y comprable, que, cuando niños se orienta qué debemos leer, qué debemos querer y a quien debemos apoyar, para seguir manteniendo las estructuras económicas y sociales tal y como están organizadas donde una minoría privilegiada es la que decide nuestra vida, por ello también cuando el ser humano envejece y ya no sirve como trabajador se lo desecha sin ninguna consideración. El dictador Fujimori que fue el que aplicó esta ideología en el Perú desde la década del 90 con mayor fiereza y crueldad dijo para los ancianos “estos que es lo que reclaman si ya van a morir”. En consecuencia, los que controlan el poder económico a través de su ideología –liberalismo en su origen, neoliberalismo actual- desnaturalizan al ser humano en su búsqueda de sólo riqueza y, riqueza implica desigualdad... Esa es la cosmovisión del capitalismo.

La cosmovisión del capitalismo, que lo transmiten por los medios de comunicación, por la educación en las instituciones educativas, universidades y por cuanto medio puedan hacerlo, prácticamente destruye la cooperación natural, individualiza patéticamente el éxito cuyo principal componente va a ser el dinero, quién tiene más dinero es más exitoso por más bestia que sea como ser humano, produciendo antivalores como el egoísmo, el individualismo, la envidia, enfrentando ser humano contra ser humano –competencia brutal- y además produciendo una sensación de soledad y de falta de amor. Así, en esas condiciones de despersonalización en forma muy sutil y persistente y en distintas formas nos hacen odiar palabras, términos, conceptos, ideas, personas, libros, arte y, nos hacen leer y ver lo que ellos los capitalistas quieren para seguir manteniendo su poder. Otras veces lo hacen abiertamente, por ejemplo, capitalismo no podemos hablar sin que nos tachen de algo malo; el socialista, el comunista son calumniados para despreciarlos, todo lo que esté en contra del capitalismo es despreciable y fracasado –ahora terroristas- en cambio el capitalista es “trabajador” “emprendedor”, “progresista”, amante de la música supuestamente moderna “rock”.

Los capitalistas saben mejor que nosotros que la lectura es un poderoso instrumento de dominación y también puede ser un poderoso instrumento de liberación, por ello orientan nuestras lecturas hacia lo neutro, que no hable nada de nuestras penurias, hambres y pobrezas, por el contrario nos orientan hacia la banalización, lo  morboso, el chisme como desfogue, distracción y salida de nuestros problemas y los problemas de la sociedad. Quien ose hablar de los problemas humanos y sociales y contra el capitalismo, ahora es un terrorista, antes era un antisocial. Sin descanso y, por todos los medios posibles, buscan mantener sus privilegios y a la gran masa de gente sin conciencia, totalmente entumecidos mentalmente e incapaces de expresar sus capacidades humanas, una masa de trabajadores amorfos, incapaces también de indignarse y reclamar e integrarse a sus luchas reivindicativas.

El capitalismo necesita de seres humanos dóciles, obedientes y resignados, gente que no lea o si no obligados a leer y escribir al gusto de ellos, conocimientos superfluos, inútiles, muertos, alejados completamente de la vida práctica, si haces lo contrario te desechan, te ponen a un lado y en el peor de los casos te calumnian.


Necesitamos entonces cambiar este estado de cosas, hacer que el acto de leer sea un proceso auténticamente dialéctico que relacione el texto con la realidad, con la vida práctica, “escuchar también con los ojos”. Que leer signifique conocer el mundo para transformarlo. Hoy más que nunca necesitamos leer libros que nos ayuden también a leer la realidad y nos impulsen a contribuir en la forja de una sociedad justa y bella, como seres humanos tenemos ese derecho y unirnos con todos los que empiezan a leer y pensar de esa misma manera, debemos sacar el capitalismo de nuestra cabeza que es sinónimo de morbo, erotismo, individualismo, egoísmo y desigualdad; necesitamos acumular bondad, solidaridad, amor y frente a la desigualdad debemos sembrar a cada quien según su capacidad y según su necesidad: sentir, vivir, reflexionar, practicar y transformar es el signo de nuestro tiempo. Que leer ahora, sea un poderoso instrumento de liberación.

miércoles, 14 de septiembre de 2016

EL ESCRITOR COMO SUJETO SOCIAL Y SU ROL EN LA SOCIEDAD (I PARTE)

El escritor como sujeto social y su rol en la sociedad.
                                                                 Por Carlos Villacorta Valles
                                                                     Odesi12@yahoo.es

PRIMERA PARTE


Aunque los que controlan el poder económico pretenden esconder una verdad que todos vemos, debo reiterar la realidad que, vivimos una sociedad dividida en clases, donde la minoría explotadora necesita y alienta un arte y literatura “que corteje y adule su gusto mediocre. Quiere, en todo caso, un arte consagrado por sus peritos y tasadores” (Mariátegui: El artista y la época); asimismo, que adormezca la mente de la juventud, basado en una concepción marcadamente individualista, ligada al mundo interior del escritor, que pregone el hedonismo y un cosmopolitismo proimperialista; obras que pueden reflejar la realidad a lo sumo parcial o episódicamente, o la deformen conforme a sus intereses de clase.

El pueblo y sus artistas, por su parte, reconocen que la literatura se nutre de la realidad social, de la vida del pueblo, y la refleja según las leyes de la creación artística; manifiestan preocupación especial por la función social del arte y la literatura como instrumentos de lucha, que refleje la sociedad con todas sus contradicciones.

Al fin y al cabo, cada uno escribe según su mundo interior conceptual, su ideología y política. Nadie, absolutamente nadie escribe sin tener nada. En ese sentido, el presente documento tiene como objeto retomar y motivar el debate sobre el rol del escritor: o cómo sujeto social político y transformador o cómo conservador del estado de cosas.

Me uno a la tesis: el escritor es un sujeto social, ideológico y político, por tanto, su palabra es un instrumento fundamental que ayuda a mantener o transformar el mundo. O encendemos la palabra o la apagamos. Los escritores y artistas junto a nuestro pueblo, estamos suspendidos en un ayer y un presente de conflictos sociales, lleno de desigualdad e injusticias, de lo que hagamos ahora contribuiremos en gran parte con el futuro de equidad, o de desigualdad. Ningún hombre justo y consciente puede convivir en paz con las injusticias y con el sistema que los genera.

¡Qué pasó! Tú no puedes decirnos qué voy a escribir. Cierto, es cuestión de reflexionar y tomar posición. No estoy negando la libertad de crear, simplemente digo que  la característica tecnicista y hermética del arte, principalmente de la poesía, aleja a nuestro pueblo del deleite de su lectura y concurrencia a conferencias y festivales literarios, porque lo sienten muy lejos de ellos. –Tampoco niego que el arte debe tener belleza y técnica, siempre lo mejor para nuestro pueblo- digo ¿cómo no conmoverse ante un sistema que mata de hambre a sus criaturas, niños, mujeres y ancianos? Y no es que allá ellos con su rollo, el problema es de sensibilidad social; La sensibilidad social es base y esencia de la condición humana, pero, ante todo, es de concepción del mundo, de ideología y política, creer que la poesía tiene un solo lado o es aséptica, nos compromete a seguir reflexionando sobre ello.

Si bien, el ayer no se puede cambiar, pero si se puede aprender de él y construir algo mejor. Cuando el hombre aparece sobre la tierra, vive en comunidades fraternales y armónicas, cuyo desarrollo acrecentaba la vida comunitaria. El artista originario utiliza la oralidad y representación plástica - pintura y escultura - como un medio de entender y dominar la realidad, desempeñando un rol decisivo en su comunidad. Si la caza y la pesca, y después la agricultura, les resultaba adversos, el artista narraba los mitos cosmogónicos relacionados con el problema a resolver. Eso no lo podemos olvidar. Por ejemplo el Poema de Gilgamesh*, escrito aproximadamente el año 2000 a.C. en caracteres cuneiformes y del que se conservan 12 tablillas de arcilla, nos narra sus preocupaciones sobre la inmortalidad, el sentido de la vida y el dolor humano. Así pues, el artista y escritor en sus orígenes siempre estuvo comprometido con las tareas de mejorar la sociedad y la vida.

La aparición de la propiedad privada como base institucional socio-económica de distribución Individualista, fractura este desarrollo, la despiadada aparición de la diferencia entre ricos y pobres da como nacimiento el esclavismo brutal y la escisión de la sociedad en clases: una minoría opresora y la gran mayoría oprimida. Las riquezas,  como fin supremo, se consiguen con la guerra y el saqueo, convertida en industria permanente.

En este contexto brutal, el arte y la literatura se elitizan, el escritor, si no pertenece a la clase dominante, sus alegorías y alabanzas sólo están referidas a esa clase. Platón escribe: “el poder corruptor de la poesía y su falsedad exige un compromiso público o cívico que necesita una vigilancia” (…) “y, por lo que a nosotros toca, nos contentaríamos, por nuestro bien, con escuchar a otro poeta o fabulista más austero, (…) pero respetuoso de las normas que establecimos (República, 398a-b).

Platón hace pues referencia a la actitud moral y política del escritor que es contraria al sistema y que debe ser perseguida. Además propone un arte, una poesía y un escritor al servicio de las clases dominantes, concepción que se replica en el feudalismo, -o “edad media” según la burguesía- que sólo canten alabanzas a dios y, de igual manera en el actual capitalismo, -o “edad contemporánea o moderna” según el gusto burgués- que se canten alabanzas al sistema y recuerden a los grandes héroes.

Todo arte contrario al capitalismo, -sistema supuestamente libre, donde te dicen que puedes desplegar con libertad la ideología y política que profesas-, es vejado y ninguneado. No olvidemos tampoco que, los artistas y escritores burgueses impulsan y promueven el Romanticismo como el primer movimiento eminentemente burgués, para alejar el arte de la vida política y social, aparentando libertad y consolidando el individualismo –principio básico del capitalismo-. Goethe, por ejemplo en sus obras alaba la vida y el ideal burgués.

ESTULIN D. (2014), en su libro El Club de los Inmortales, nos enseña: “La principal forma de control tiene lugar cuando creemos que somos libres y, en realidad, nos están manipulando y ordenando” (Pág. 71).

Frente a esta situación, el escritor progresista se encuentra en un dilema ¿Qué escribo? ¿Para quién escribo? ¿Qué posición tomo? ¿Qué estudio? ¿Denuncio las injusticias del capitalismo o me quedo callado? ¿Me pongo del lado del camino del pueblo o el camino de los que controlan el poder económico? Los artistas burgueses contestan "una obra artística no es bella por su contenido moral y político". Claro, no les conviene.

Los artistas del pueblo o sensibles a los problemas sociales ¿Cómo contestan? LEA LA SEGUNDA PARTE.


 


Notas:

*http://www.historiaantigua.es/descargas/files/La%20Epopeya%20de%20Gilgamesh.pdf

EL ESCRITOR COMO SUJETO SOCIAL Y SU ROL EN LA SOCIEDAD (II PARTE)

El escritor como sujeto social y su rol en la sociedad.
                                                                 Por Carlos Villacorta Valles
                                                                     Odesi12@yahoo.es

SEGUNDA PARTE

En la primera parte del presente artículo del día 8 de setiembre 2016 señalaba que, los que controlan el poder económico pretenden esconder una verdad que todos vemos, vivimos una sociedad dividida en clases, donde la minoría explotadora necesita y alienta un arte y literatura “que corteje y adule su gusto mediocre. Quiere, en todo caso, un arte consagrado por sus peritos y tasadores” (Mariátegui: El artista y la época); asimismo, que adormezca la mente de la juventud, basado en una concepción marcadamente individualista, ligada al mundo interior del escritor, que pregone el hedonismo y un cosmopolitismo proimperialista; obras que pueden reflejar la realidad a lo sumo parcial o episódicamente, o la deformen conforme a sus intereses de clase.

El pueblo y sus artistas, por su parte, reconocen que la literatura se nutre de la realidad social, de la vida del pueblo, y la refleja según las leyes de la creación artística; manifiestan preocupación especial por la función social del arte y la literatura como instrumentos de lucha, que refleje la sociedad con todas sus contradicciones.

En ese sentido, el presente documento tiene como objeto retomar y motivar el debate sobre el rol del escritor: o cómo sujeto social político y transformador o cómo conservador del estado de cosas.

Frente a esta situación, el escritor progresista se encuentra en un dilema ¿Qué escribo? ¿Para quién escribo? ¿Qué posición tomo? ¿Qué estudio? ¿Denuncio las injusticias del capitalismo o me quedo callado? ¿Me pongo del lado del camino del pueblo o el camino de los que controlan el poder económico? Los artistas burgueses contestan "una obra artística no es bella por su contenido moral y político". Claro, no les conviene.

Jorge Aliaga Cacho, en su interesante artículo “Rol del escritor” responde: “En mi opinión el escritor representa su tiempo, no puede desligarse del compromiso social de su pueblo”, y consigna múltiples ejemplos de escritores que cumplen este rol. Es decir, la tarea fundamental del escritor es ponerse en el camino del pueblo, lo que significa revelar la crueldad y las tretas de las clases dominantes y señalar la inevitabilidad de su derrota. Por tanto debe escribir para que lea nuestro pueblo. Hasta ahora sólo estamos escribiendo para nosotros mismos, en nuestros eventos somos los mismos escritores. Esto nos crea la necesidad de estudiar la sociedad y las clases sociales para comprenderlo mejor, cuando esto suceda, nuestro arte y nuestra literatura tendrán un compromiso con la liberación definitiva de la humanidad, y diremos con César Vallejo: "Todo acto o voz genial viene del pueblo y va hacia él”.

Javier Heraud, que lo comprendió a los 18 años escribe: “la poesía es/el grito de los pueblos oprimidos/el nuevo canto/de los pueblos liberados”.

Ernesto Cardenal nos dice: “soy revolucionario porque soy poeta”; “la poesía me llevó a un monasterio, a la revolución y al pueblo”.

Charles Chaplin, en su famoso discurso “El Gran Dictador” sentencia: “El camino de la vida puede ser libre y bello, pero hemos perdido el camino”.

Humberto Eco, al referirse al escritor neutro, ha dicho en el XIV Festival del Libro de Budapest 2007: “Odio a los escritores que dicen que escriben para sí mismos. Lo único que escribimos para nosotros mismos es la lista de las compras”. 

Juan Carlos Onetti en su "Decálogo más uno para escritores principiantes" nos recomienda: “No intenten deslumbrar al burgués. Ya no resulta. Éste sólo se asusta cuando le amenazan el bolsillo”.

Repito los dos clásicos de Bertolt Brecht el primero que lanza al mundo la parábola del sacerdote Martín Niemöller: “cuando nazis vinieron por mi…”, como un hermoso poema con el título "ahora vienen por mí, pero es demasiado tarde"  que trata acerca de las consecuencias de no ofrecer resistencia a las tiranías y  al capitalismo mafioso. El sermón del sacerdote dice: “Cuando los nazis vinieron por los comunistas//me quedé callado; //yo no era comunista.//Cuando encerraron a los socialdemócratas//permanecí en silencio; //yo no era socialdemócrata.//Cuando llegaron por los sindicalistas//no dije nada; //yo no era sindicalista.//Cuando vinieron por los judíos//No pronuncié palabra; //yo no era judío.//Cuando vinieron por mí//no quedaba nadie para decir algo”.

Luego sus versos (de Brecht) cuando denunciaba: ¡”por cierto que vivo/en una época sombría/el verbo anodino/no es más que una tontería!/ !Qué tiempos estos en que/hablar de árboles/es casi un crimen/pues implica/el silencio de tantas fechorías”¡

El clásico de Mariátegui: “La burguesía quiere del artista un arte que corteje y adule su gusto mediocre. Quiere, en todo caso, un arte consagrado por sus peritos y tasadores” (El artista y la época. Pág. 13). Luego señala: “Sobre la suerte de los artistas contemporáneos pesa, excesivamente, la dictadura de la prensa. Los periódicos –y la TV- pueden exaltar al primer puesto a un artista mediocre –mejor si defiende el sistema- y puede relegar al último a un artista altísimo”. –generalmente el crítico del sistema.  (El artista y la época. Pág. 16).

Ahora que notamos un alto crecimiento demográfico de escritores, les hacemos un llamado, que caminen por el lado de nuestro pueblo. El imperio económico capitalista está en agonía y su mano criminal nos ahoga para salvarse, ahoga y neutraliza a los escritores para salvarse de sus denuncias, sobre todo de la destrucción de nuestra cultura, de la contaminación y estupidización de la mente de nuestros niños y jóvenes, de su precoz despertar sexual y su alejamiento notorio de las buenas lecturas y el estudio. Esta estupidización y terrorismo mediático es escandaloso, sin límites, no sólo por la desinformación y las mentiras mediáticas, sino por la difusión de programetes que son fábrica de personajes insulsos, eróticos e inflados físicamente, dirigidos a nuestros adolescentes y niños.

ESTULIN D. (2014) (ibíd.)** Nos advierte: “Esta nueva era, la ciencia y la tecnología dominan el mundo (…) no se desarrollan para beneficiar a la humanidad, ni para controlar y detener terroristas y criminales. Están diseñados para controlarte y detenerte a ti (…) se trata de tener el control de todo lo que hay en el planeta” (pág. 131).

¿Será que podemos seguir indiferentes o seguir callando? La indiferencia es la peor de las traiciones. Un día nos preguntarán nuestros niños y jóvenes,  que es lo que hicimos cuando ahogaban las voces de los pueblos del mundo y los hombres humildes. Para ser directo: ¿qué hiciste cuando nuestros niños y jóvenes se morían de hambre y miseria? ¿Qué hiciste cuando los niños y jóvenes no asistían al colegio porque tenían que trabajar y quemaban tempranamente su fragilidad, su ternura y su vida? Dirás que eres neutro, dirás que eres apolítico o buscarás otra justificación absurda. No te olvides, ese día llegará.

La poesía, debe ser un canto de libertad, una hermosa herramienta de diálogo y acercamiento con el pueblo, con los estudiantes, con los jóvenes, con la cultura, con indignación y rebeldía. Los escritores estamos obligados a practicar la tierna rebeldía. Sentir, vivir, reflexionar, practicar y transformar es el signo de nuestros tiempos. Esa debe ser nuestra razón de vivir y escribir.  Ahora sí, ya no basta sólo interpretar el mundo, sino hay que transformarlo. Mientras el sueño de la justicia social no sea olvidado habrá esperanza de una vida mejor. La muerte definitiva es el olvido, aunque aparentemente viva, nos dice el grande, José Saramago. 


 


Nota:

**DANIEL ESTULIN: El club de los inmortales. Ed. IIB Grupo Zeta (2014).

martes, 6 de enero de 2015

♠ EL FORMATO DE LA CULTURA Y LA EDUCACIÓN

                        El formato de la cultura


*Leer es tedioso, ver la televisión es más fácil. La cultura de muchas personas.


                               La educación

*Jóvenes cada vez más enganchados a la tecnología, irrespetuosos, sin colaborar en casa mientras que sus madres están atadas a ellos como sirvientas.


http://www.macorisserie23.com/blogtop/3373-37-dibujos-que-te-har%C3%A1n-ver-como-esta-el-mundo-en-realidad.html

domingo, 21 de diciembre de 2014

♠ HIMNO UNIVERSAL DE LOS POETAS




Publicado el 28 de nov. de 2014
Composición e interpretación del Maestro Juan Manuel Ortega García (España) con letra de autores poetas señalados en el vídeo, como aporte cultural al mundo y ambiente literario universal. Obra creada sin fines de lucro, para que sea usada en los Congresos Nacionales o Internacionales de Poetas y en todas las instituciones culturales que se requiera.
Proyecto creado e impulsado por Radio Satelitevisión y Americavisión. 29 de Noviembre 2014

lunes, 8 de diciembre de 2014

♠ FIGURAS LITERARIAS EN GENERACION CAOBA

Figuras Literarias